El Rincón de Ademuz pedirá la denominación de origen para la manzana esperiega

1. noviembre 2005 | Por | Categoria: Noticias

La manzana esperiega es una variedad autóctona del Rincón de .
Alcaldes y agricultores de la comarca han acordado relanzar el cultivo
de esta fruta para pedir la denominación de origen. Para ello, se ha
puesto en marcha un sistema de arrendamiento y la plantación de más de
30.000 árboles.

Uno de los principales motores de la economía del Rincón de
Ademuz es la agricultura. En los últimos años, se habla mucho de la
promoción del turismo de interior. Sin embargo, las gentes de la
comarca saben que los cultivos han sido siempre una importante fuente
de ingresos. Por ello, ahora se persigue la denominación de origen para
la manzana esperiega.

Se trata de una variedad autóctona del Rincón de Ademuz. Se
emplea para el consumo común. Además, de la manzana esperiega se
elaboran conservas y un zumo con sabor dulzón que se venden en los
establecimientos de la comarca. Estos productos tienen el sello que
acreditan que se han elaborado a partir de frutas de cultivo biológico,
es decir, mediante procedimientos agrícolas tradicionales.

Precisamente, la gente del Rincón de Ademuz que se ha
dedicado toda la vida al cultivo ha creado una especie de cooperativa
en la que se centraliza la recolección y comercialización de la manzana
esperiega. La labor que lleva a cabo este órgano es la de relanzar el
cultivo con la puesta en marcha de explotaciones agrícolas que habían
entrado en un estado de abandono. Muchos de los propietarios son
herederos que no residen en el Rincón de Ademuz y que tampoco se
dedican a la agricultura.

Parcelas abandonadas

Estas parcelas entran dentro del proyecto de lograr la
denominación de origen, pues para ello, se precisa una importante
producción de manzana esperiega. ‘Es una especie de arrendamiento. Los
propietarios reciben una cantidad del dinero por la venta de manzana en
concepto de alquiler de las tierras’, explicó uno de los responsables
de esta cooperativa.

Para la puesta en marcha de estas parcelas abandonadas, ha
sido necesaria la plantación de manzanos. En todas las tierras del
Rincón de Ademuz ya hay alrededor de 18.000 nuevos árboles y está
previsto que los campos de cultivo de la comarca alberguen en los
próximos meses 25.000 más. Este mismo sistema de arrendamiento se
emplea para el cultivo de la almendra, de la que se cosechan al año
alrededor de 600.000 kilos en unas 350 hectáreas.

La cooperativa dispone de unas instalaciones en las que
centraliza la comercialización de la manzana y de la almendra. Cuenta
con dos cámaras, así como una máquina encargada de clasificar la fruta.
Son los albores de una iniciativa que pretende poner su granito de
arena en el relanzamiento de la comarca.

powered by performancing firefox

Tags:

Deja tu comentarios

You must be logged in to post a comment.